miércoles, 30 de enero de 2013

Instalacion Piso Radiante


El primer paso es contar con un proyecto de suelo radiante realizado por un especialista. Industrias Saladillo S.A. cuenta con un servicio técnico especializado que cubre todos los aspectos relacionados al diseño, construcción y puesta en marcha de un suelo radiante.


                 
// Consejos previos a la instalación


1- El suelo radiante requiere de un espacio entre la losa y el mortero de cómo mínimo 4 cm, por lo tanto para mantener la altura libre de entrepiso se deberá aumentar la distancia entre plantas.
2- El espesor ideal del mortero para conseguir un buen funcionamiento es de 5-6 cm. Por encima de estos valores se aumenta considerablemente la inercia térmica del sistema.
3- A los efectos de que las placas aislantes queden perfectamente asentadas la superficie de la losa debe estar lo más lisa y limpia posible.
4- Los tabiques delimitan los circuitos, por lo que deben estar levantados antes de iniciar el montaje.
5- La red de desagües debe estar instalada ya que los desagües corren por debajo del suelo radiante.
6- En zonas muy frías es recomendable iniciar el montaje cuando las puertas y ventanas estén colocadas. Para mayor seguridad se recomienda añadir un anticongelante. Estas prevenciones evitan el eventual congelamiento del agua de los circuitos.
// Montaje del suelo radiante Hidroflex

1- Ubicación del distribuidor
A los efectos de facilitar el purgado de los circuitos el distribuidor será ubicado por encima de estos, a una altura de aproximadamente 70 cm sobre el nivel del piso. Si la obra tiene varias plantas debe colocarse un distribuidor en cada una de ellas, procurando en la medida de lo posible ubicarlo en la parte central de la planta. El istribuidor debe instalarse en los gabinetes provistos especialmente diseñados, ya que facilitan el acceso a los mecanismos de regulación y control, quedan ocultos y no ocupan espacio.

2- Aislación
Antes de la colocación de las placas aislantes se deberá instalar la cinta perimetral en todo el perímetro de la planta, utilizando los tabiques como apoyo hasta que se coloquen las placas. La colocación de las placas comienza por una esquina hasta cubrir toda la superficie. Se debe cubrir la máxima superficie que sea posible con placas enteras. Los huecos restantes se cubren con retazos cortados a medida.

3- Fijación
Una vez finalizado el tendido de las placas de aislación se coloca sobre ellas una malla metálica de 4.2 mm soldada cada 15 cm. Por norma, la variación vertical hacia arriba de los tubos no debe superar los 5mm, en tanto que la variación del paso entre tubos no debe ser superior en 10 mm. A los efectos de poder cumplir con estas prescripciones se instala esta malla metálica, sobre la cual, por medio de precintos plásticos ubicados cada aproximadamente 50 cm se fijará el tubo.

4- Distribución del tubo Hidroflex.
Para iniciar la instalación del tubo es necesario el plano de montaje. En el se consignan la ubicación de los distribuidores y el recorrido, longitud y paso de los circuitos.

Distribución en serpentín

Esta es la configuración más sencilla. La distribución del tubo comienza por un extremo del local - muro externo - y termina en el extremo opuesto. La premisa básica es que para lograr un calor uniforme el salto térmico entre la temperatura de ida y retorno no supere los 5°C. Es ideal para locales pequeños.




                 
Distribución en espiral

Se va de un extremo a otro avanzando en lineas paralelas equidistantes unas de otras, pero dejando espacio para la extensión paralela de la linea de retorno. Esta configuración se adapta perfectamente a locales irregulares o alargados.




                 
Distribución en doble serpentín

Se realiza en espiral, avanzando desde fuera hacia el centro, dejando espacio para la extensión en paralelo del retorno. Este sistema logra un calor homogéneo en toda la superficie del suelo ya que se alterna un tubo de ida con un tubo de retorno.

Es la más adecuada para locales con gran demanda de calor. Para facilitar el montaje es conveniente conectar el circuito de la dependencia que queda más a la izquierda a la llave del extremo izquierdo del mando del distribuidor y así sucesivamente. Para instalar el tubo es conveniente contar con dos operarios. Uno desenrolla el tubo mientras otro lo fija.
El tubo en rollo debe ser desenrollado en el sentido inverso de su enrollamiento, comenzando siempre por el extremo libre exterior.







Mediante el adaptador del distribuidor, se conecta el extremo del rollo a la toma extrema izquierda del mando. Se desenrolla y extiende el tubo hacia la dependencia ubicada a la izquierda y se lo distribuye segoen el esquema indicado en el plano de montaje. El retorno al distribuidor debe hacerse paralelo al tubo de ida. Con el adaptador del distribuidor se conecta el tubo al colector de retorno. En el resto de los circuitos se procede de la misma manera.

Es conveniente que los tubos que salen del piso o que atraviesan muros o tabiques estén recubiertos con una vaina de espuma de polietileno.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada